Relacionado con el informe de Manuel Jesús Florencio sobre el estado del arbolado y las zonas verdes en Sevilla, completamos la información sobre el medio ambiente urbano de la ciudad con un artículo de Horacio Raya en El Correo de Andalucía sobre el censo de árboles en los espacios públicos en Sevilla, que aporta números concretos a este alarmante debate.

Casi 2.500 árboles de Sevilla requieren una intervención urgente por seguridad

El 1,4% de los 178.000 árboles de la ciudad presenta un nivel de daño severo, según el inventario presentado por el Ayuntamiento

Casi 2.500 de los 178.000 árboles de Sevilla presentan un estado muy deficiente y requieren una intervención urgente por motivos de seguridad, según se desprende del trabajo presentado en los Jardines de las Delicias por el concejal delegado de Cultura, Turismo y Hábitat Urbano, Antonio Muñoz, y el director general de Medio Ambiente, Parques y Jardines, Adolfo Fernández.

Este trabajo de diagnóstico de la masa arbórea de la ciudad, «el primero que se realiza en Sevilla», se ha hecho «en tiempo récord y con medios propios», según Muñoz, ya que la labor de revisión del arbolado comenzó a mediados de agosto y se han empleado los recursos del Ayuntamiento y de las seis empresas contratadas para la gestión de distintas zonas de la ciudad.

De esos 2.477 árboles calificados con un nivel 4 (severo), que podría hacer «recomendable su apeo», según Fernández, ya que «podrían representar algún riesgo para la seguridad de las personas», en palabras del concejal, 866 se encuentran en zonas verdes y 1.611 repartidos por el viario de la ciudad. Por distritos, la peor parte se la lleva el Sur, con 233 árboles en nivel 4, seguido de Bellavista-La Palmera (177) y de Cerro-Amate (159).

Tras realizar este diagnóstico, el Consistorio empezará a trabajar en una serie de medidas y la primera de ellas será la constitución de una mesa de ciudadanos y expertos que evaluarán la situación del arbolado más deficiente en el plazo aproximado de un mes para decidir qué intervención realizar en cada uno de los árboles, que podrían ser talados y sustituidos.

Además, se pretende replantar en los 9.180 alcorques o huecos que ha detectado el estudio con el fin de aumentar las zonas de sombra.

El objetivo final es reducir los 200.000 euros anuales que se gasta el Ayuntamiento en reparar daños y lesiones del arbolado, así como las alrededor de 900 incidencias anuales que registra el Cecop por caídas de ramas o árboles.

En la imagen superior, jardines del Real Alcázar de Sevilla.