Los bomberos sevillanos que vertebran la Asociación Proem-Aid, tras su extraordinaria labor hace un año en la isla griega de Lesbos, inician ahora una nueva campaña para actuar cerca de las costas libias, la zona donde se está incrementando el flujo de inmigrantes y la mortandad en el mar.

Con la llegada del verano se intensifica el tráfico ilegal de embarcaciones desde varios países del Norte de África hacia territorios europeos, sobre todo españoles e italianos, por lo que solicitan el apoyo económico para poder evitar las víctimas de quienes naufragan en pateras.

En esta ocasión, como recoge esta información publicada en La Vanguardia, se han unido a la ONG gipuzkoana Salvamento Marítimo Humanitario (SMH) con la idea de reforzar el dispositivo de rescate independiente en el Mediterráneo Central y tratar de fletar un barco que refuerce la “peligrosa y dramática” situación que cada días se reproduce entre las costas libias y europeas, dado que “son miles las personas que intentan escapar de una situación aterradora todos los días y la indiferencia de las autoridades europeas no hacen más que acrecentar el número de muertos que desgraciadamente aumenta día a día”, afirman los representantes de ambas organizaciones.

La asociación sin ánimo de lucro Proem-Aid nace como respuesta a la catástrofe humanitaria en el Mar Mediterráneo, en la que miles de refugiados e inmigrantes se juegan la vida en el mar para llegar a la costa Europea. Desde diciembre de 2015 han salvado la vida de miles de personas en la costa suroeste de Lesbos (Grecia).

Por el trabajo que realizan, de forma voluntaria y en sus días de libranza y vacaciones, fueron galardonados por ISA en 2016 con el Premio a la Proyección Internacional de Sevilla.

Los interesados en realizar donaciones lo pueden hacer en su página web www.proemaid.es en este enlace.

Foto: El correoweb