Previous Plan de actividades de ISA para el otoño de 2007
Next El proyecto estrella de los socialistas

1 Comment

  1. Avatar
    Anónimo
    26 julio, 2007
    Responder

    Estupendo reportaje, José Luis. Lo de Vallecas puede verse también en Mairena del Aljarafe. Cientos de pisos recién hechos con letreros de «se vende» y un bosque de grúas al lado construyendo más pisos donde colocar letreros de «se vende».
    Yo me pregunto: ¿todo el capital acumulado vendiendo ladrillo servirá al menos para que la economía sevillana coja un rumbo diferente apartir de ahora? ¿O se dedicará a especular en los mercados internacionales? Eso sí, seguro que un piquito sirve para comprar una ganadería brava, que eso viste mucho en el Rocío.

Leave a reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *