Tras su apertura el pasado 26 de septiembre, el centro comercial Lagoh ha recibido un millón de visitas. Este balance, que podría calificarse como un éxito de público, está provocando serios problemas de movilidad y tráfico, mayores de los que inicialmente estaban previstos. Asociaciones vecinales de Los Bermejales, el presidente del Puerto de Sevilla, Rafael Carmona, y los propios trabajadores del centro han denunciado en las últimas semanas la saturación que sufren los aparcamientos del complejo y la insuficiente oferta de transporte público para acceder al mismo.

Aumento de la contaminación en Los Bermejales e invasión de la zona del tren del Puerto de Sevilla

Las previsiones de afluencia al centro comercial Lagoh se superaron durante los dos primeros días de funcionamiento. Ante la ocupación de las 3.200 plazas de aparcamiento, la Policía tuvo que cortar las vías de acceso al complejo hasta en cinco ocasiones. Esta situación se ha repetido en varias jornadas desde el pasado 26 de septiembre.

Una de las consecuencias de la falta de aparcamiento en el centro comercial ha sido el incremento de vehículos estacionados en los barrios de Los Bermejales, Heliópolis y Palmas Altas. Las asociaciones vecinales Bermejales Activa, Foro de Heliópolis, Pisos del Sector Sur y Parque Vivo del Guadaíra han denunciado los continuos atascos y problemas de tráfico que sufren desde la apertura de Lagoh, llegando incluso a presentar un escrito ante el Ayuntamiento de Sevilla. Además, estos colectivos alertan de un deterioro en la calidad del aire, la invasión de zonas peatonales por vehículos y daños en el arbolado y en el carril ciclopeatonal preexistente en las inmediaciones del centro comercial.

Las asociaciones de vecinos de Los Bermejales denuncian que los coches han comenzado a invadir el Parque del Guadaíra

El problema de aparcamiento del centro comercial también ha llegado hasta el entorno del Puerto de Sevilla, donde muchos clientes han empezado a dejar sus vehículos. Así lo ha admitido el presidente de la Autoridad Portuaria, Rafael Carmona, que ha alertado de que se ha comenzado a invadir la calzada propia del Puerto y «hasta se aparca en la zona de paso del ferrocarril». Carmona ha mostrado su voluntad para «colaborar» en propuestas que mejoren la movilidad en esta zona y ha pedido respuestas.

Los trabajadores denuncian serias dificultades para acceder a su puesto de trabajo

La última queja ante la escasez de aparcamientos y la insuficiente oferta de transporte público ha llegado por parte de los propios trabajadores del centro comercial. El sindicato UGT de Sevilla ha presentado un informe que denuncia que “la única línea de autobús de acceso, la línea 35 de Tussam, tiene un horario de comienzo del servicio en el Prado de San Sebastián a las 9:00, cuando a esa hora muchos trabajadores tienen que estar ya en el centro comercial. Y el último tren del Metro en las noches de lunes a viernes parte a las 23:00, lo que conlleva que los trabajadores que no tengan vehículos propios no podrán trabajar más allá de las 22:00 si tienen que conectar en el Prado con el Metro para ir a su casa”. En este sentido, Juan Bautista Ginés, secretario general de UGT Sevilla, ha afirmado que “un trabajador no puede irse de su casa dos horas antes porque no tenga posibilidad de aparcar y el lugar más cercano sea el aparcamiento de Abengoa, a media hora andando o en los Bermejales, porque tenga problemas de accesos, problemas de colapso, falta de seguridad, etc,… Esto lo tiene que solucionar la Administración y lo tiene que hacer ya, ir al trabajo no puede ser cada día un problema”.

La línea 35 de Tussam es la que da servicio al centro comercial Lagoh

Antes de la inauguración del centro comercial Lagoh, desde la Asociación Iniciativa Sevilla Abierta nos preguntamos cómo iba a ejecutar el Ayuntamiento de Sevilla el anunciado refuerzo de Tussam. Asimismo, alertamos de que tanto el Gobierno municipal como los promotores del centro comercial ya conocían, antes de su construcción, la carencia de red de transporte en esa zona. Ni Metro, ni trenes de cercanías, ni líneas de autobuses. Una ubicación que, además, cuenta con el agravante de estar muy próxima a una vía tan estratégica para el tráfico metropolitano de camiones y de turismos como es el Puente del Quinto Centenario. El gran cuello de botella, por su escaso número de carriles, para la eficiencia de la movilidad y la logística en Sevilla y su entorno. Para el Puerto de Sevilla, para importantes polígonos industriales y de servicios, para numerosos municipios.

La respuesta del Ayuntamiento

Por su parte, el delegado municipal de Movilidad, Juan Carlos Cabrera, ha reconocido en Radio Sevilla que la demanda de aparcamientos “ha superado las previsiones” y por eso se ve obligado a la adopción de medidas para garantizar la movilidad en la zona. Se buscarán 1.000 plazas más de aparcamiento en el ‘parking’ de Abengoa en Palmas Altas, se reforzará la linea de Tussam y se estudia una lanzadera desde la avenida Blas Infante.

Además de los 9,5 millones de euros invertidos por Lar España en la creación de nuevos accesos al complejo comercial y de ocio familiar, la nueva línea de autobús exprés de Tussam que opera cada 20 minutos, el carril bici y la pasarela ciclo peatonal que une Lagoh con el barrio de los Bermejales, el Ayuntamiento de Sevilla y el complejo comercial “trabajan en nuevas medidas para garantizar el aparcamiento en la zona”.

Así, “actualmente se está trabajando en la habilitación de un nuevo parking gratuito que muy pronto se verá reforzado por otros espacios en superficie”, según avanzan desde el centro comercial.